Colombia posee una riqueza inimaginable de lugares por recorrer, gracias a su ubicación geográfica.  Esta vez me aventuré a visitar una parte del sur de mi país, más específicamente el departamento de Nariño, el cual hoy en día está trabajando en pro del desarrollo turístico y se ha denominado Nariño corazón del mundo. Su capital es Pasto y desde allí, solo a dos horas por tierra, se llega a la frontera con Ecuador.

Después de pasar unos buenos días en esta región, puedo decir con certeza, cuáles son las 4 razones por las que recomiendo visitar este territorio Colombiano:

 POR LOS PAISAJES Y ATRACTIVOS NATURALES

Son increíbles. Hubiera querido poder parar en cada curva del camino para sacar fotos y mostrarle al mundo esas diferentes tonalidades de verde que sus montañas ofrecen a la vista. Adicionalmente aprendí que tienen gran cantidad de volcanes y lagunas que pueden ser visitados.

       Dentro de ellos puedo destacar tres que me llamaron mucho la atención:

Volcán nevado El Cumbal, que tienen a sus pies la laguna que lleva el mismo nombre. Es el más alto de la región, con 4.764metros sobre el nivel del mar y se puede llegar a pie en un recorrido de aproximadamente 4 horas. Desde el pueblo Cumbal,  se puede tomar un mototaxi hasta la vereda La Ortiga y de ahí se empieza a caminar.

Yo visité solo la Laguna, y tuve la oportunidad de navegarla en una pequeña lancha conducida por una mujer muy guerrera que iba con su chiquita de tan solo 3 años. Amanda y Maribel. Y también comí trucha recién pescada, ya que hay varios cultivos de este pez en el área.

Laguna Verde. (Lamentablemente está cerrada temporalmente por el mal uso de los turistas – Actualizado Junio 2019)  Un lugar increíble y mágico, al cual se accede desde una población llamada Tuquerres. Desde allí se puede tomar un carro que solo cobra $5.000 pesos colombianos por persona, que son alrededor de 2 dólares y que toma una carretera que conduce a la cabaña del guardia, desde la cual se caminan 6 kilómetros hasta la cima de la montaña a 4.025 metros sobre el nivel del mar, lugar desde el que se puede apreciar la belleza de esta laguna de color verde esmeralda. Para bajar a la misma, hay que recorrer 700 metros más.

Cabe destacar que es un volcán semiactivo y su color se debe a la concentración de azufre por la actividad volcánica. Es un lugar místico y se recomienda guardar silencio para que esta se despeje y se pueda ver mejor su color. El regreso a la cima cuesta un poco, pero vale mucho la pena. En la misma zona también está la laguna negra, que es más pequeña en tamaño, pero al mismo tiempo muy curiosa.

Laguna de la Cocha. Esta es la más turística de la zona por su cercanía a Pasto. La población es muy pintoresca y sus casas son de madera construídas sobre la laguna, las cuales muchas veces funcionan como restaurantes. La comida más típica es la trucha y para el frío un delicioso hervido, el cual consiste en un jugo de fruta natural caliente, con una adición de aguardiente. Mi única recomendación es no tomar más de dos, a no ser que se quiera salir un poco carnavaleado 🙂

Desde allí también se pueden rentar botes que dan la vuelta por la laguna y se puede descender para recorrer una pequeña isla llamada La Corota, que ofrece una corta caminata por la misma, para apreciar su vegetación y ver los pájaros que abundan allí.

Para llegar a todas estas poblaciones, hay una empresa de transporte llamada Transipiales la cual se caracteriza por tener unas indígenas pintadas a mano divinas. Son unos buses hermosos y además el servicio es excelente. Viajan desde Cali hasta Ipiales y desde Bogotá pasando por la ruta Neiva – Putumayo. Muy recomendado!

POR EL CARNAVAL DE NEGROS Y BLANCOS

Este lleva celebrándose ya casi 100 años. Comienza el 2 de Enero, y finaliza el 7, aunque por supuesto como todo carnaval, tiene su fase previa y posterior.

Lo que más me gusta de esta celebración, es su riqueza cultural y artística y el hecho de que todo gira alrededor del juego. En 2009 fue catalogado por la UNESCO como patrimonio cultural inmaterial de la humanidad.

Esta es la oportunidad perfecta para que todos los artistas Pastusos y Nariñenses, den a conocer sus cualidades artísticas, que usualmente son heredadas de sus padres y vienen de generación en generación.

Hay una muestra completa de música, baile y arte manual que se deja ver principalmente el día de los blancos, en el desfile magno del 6 de Enero, el cual recorre gran parte de la capital con murgas, comparsas y carrozas que son elaboradas con varios meses de anticipación, para lo que es una de las fechas más importantes del año.

Para el día de negros, celebrado el 5 de Enero, hay que prepararse para pintarse la cara, recordando el día libre que se le daba a los esclavos en siglos pasados, el cual era el día en el que se olvidaban de su condición y podían jugar y recuperar su libertad momentáneamente.

También está el carnavalito, dedicado exclusivamente a los niños y el desfile de la familia Castañeda, el cual es muy caricaturezco, y recuerda a una familia que se cruzó en el carnaval en los años 30’s. Pero en realidad este carnaval merece ser contado de forma más detallada, en un próximo post.

POR EL SANTUARIO DE NUESTRA SEÑORA DEL ROSARIO DE LAS LAJAS

Este es más conocido como la iglesia de las Lajas, o el milagro de Dios en el abismo. Se encuentra ubicada a 4kms de la ciudad de Ipiales y a 10 kms de la frontera con Ecuador, razón por la cual es un punto casi obligado para los turistas que van o vienen del país vecino.  Para admirar esta iglesia de estilo Neogótico, se puede descender a pie o por teleférico.

Es una de las 7 maravillas Colombianas y fue catalogada por el Daily Telegraph en 2015 dentro de 23 iglesias, como las más linda del mundo, por su ubicación y arquitectura  Lo más impresionante es que está construida sobre un rio, el Guáitara, y tiene desde su base hasta la punta una altura de 100mts.

Ahora puede ser visitada de noche y admirar la iluminación colorida que le da un toque diferente y muy llamativo. La entrada es gratuita y en la iglesia se puede ver a la virgen que está pintada sobre una laja de piedra, la cual fue vista por primera vez por una niña indígena sordomuda y su madre en 1754.

POR SUS ARTESANOS Y ARTISTAS

El trabajo manual es increíble. Si se quieren tejidos hechos de palma de Iraca, con la que se elaboran sombreros, bolsos, joyeros, floreros, recipientes e infinidad de artículos diarios de decoración, la población llamada Sandoná es el lugar. Las mujeres artesanas son las artífices de estos bonitos productos 🙂

También hay artistas que tallan en madera como el maestro Arturo Ibadango, quien tiene su taller en el pueblo Chachagüi, a pocos metros del aeropuerto Antonio Nariño, y que basado en la investigación cultural y social del país, plasma las creencias y realidades. Lo mejor de él es que en su taller tiene un centro de enseñanza gratuita.

Y como no hablar de los maestros artesanos que elaboran las carrozas del carnaval? Pude entrevistar a Leonardo Zarama, quien lleva 33 años construyendo estas hermosas obras, que inicialmente eran hechas de barro, y ahora son esculpidas en icopor.

Incluso son artesanos con este helado de paila, el cual es hecho artesanalmente con jugo natural dentro de una paila de cobre que ponen a girar sobre hielo al que le ponen sal para evitar que se derrita. Es una delicia!

Y para cerrar con broche de oro mi visita, fui a un concurso de tríos que estaba celebrando su quinta entrega, y salí absolutamente maravillada del talento de los músicos y cantantes. No eran los tríos tradicionales, ellos hacían todo tipo de música.  Un absoluto wow!

Podría seguir hablando de muchas cosas más como la amabilidad de los nariñenses, su comida, su música, sus templos, y su cultura en sí, pero no tendría fin, lo que sí sé es que es una bonita experiencia y por esta razón los invito a conocer y experimentar el sur del país, que no es tan frío como dicen 🙂

Y como gritan a coro en el carnaval… ¡Que viva Pasto Carajo!

4 Replies to “CUATRO RAZONES PARA VISITAR NARIÑO – COLOMBIA”

  1. Hola!

    Acabo de leer esta nota, también soy colombiana y justo hace una semana regresé de este lugar maravilloso el cual mencionas. Me siento muy conmovida y feliz por leer blogs como estos donde le dan a conocer al mundo parte de nuestro corazón.

    Deseo de corazón que este blog llegue a más personas… Y que viva Colombia Carajo!

    1. Hola Natalia!!!
      Que bueno que hayas ido a Nariño y que además hayas podido leer mi blog. Yo le tengo mucho cariño a esa tierra y quisiera que la gente la valorara más, sobretodo nosotros los Colombianos. De corazón un abrazo y espero que sigas leyendo mis posts. Ahora un poco más lejos, pero visitando lugares maravillosos. Y que viva Colombia Carajo 😀

  2. Visitaré vuestro país Colombia durante un mes…sin duda visitar San Juan de Pasto y sus alrededores…gracias por tu relato….

    1. Me alegra mucho que vengas a Colombia y que este artículo te ayude en la planeación de tu viaje 🙂 Cualquier cosa extra que becesites déjame saberlo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *